Segunda Restauración

De La Frikipedia, la enciclopedia '''extremadamente''' seria.
Saltar a: navegación, buscar

Atención, amigo conductor:
Esta web usa cookies de terceros para mostrar publicidad contextual, recabar estadísticas y propias para mantener control de sesión de usuario.
Si aceptas continuar o si sigues usando la web se entiende que aceptas estas cookies.
Si no estás de acuerdo... cierra esta página y corre por tu vida.


De la serie fenómenos sociológicos:
Segunda Restauración
Segunda Restauracion.jpg
La Monarquía es güena pa Espiña...
Fenómeno sociológico Monarchvs aeternvs
Principios Café para todos
Zona de origen Suiza
Consecuencias Nadie elige al que manda
Símbolos típicos Corona de flores y un consolador dorado
Frikismo Máximo
¿Gusta a la gente normal? Muxo, sobre todo a tu abuela
¿Recomendable? Si, excepto que seas rojo, facha, republicano, proletario y librepensador
Máximo exponente Felipe González y Manuel Fraga


La Segunda Restauración fue una etapa sociopolítica que se desarrolla entre La Comunidad del Anillo y El Acorazado Potemkim. La trama se desarrolla en España y tiene por personajes a españoles, suizos, alemanes... igual que en los chistes.

La Segunda Restauración Borbónica paso a paso

Todo comenzó cuando Frodo echó el anillo (que unía a todos los franquistas) en el Pozo del Tío Raimundo. Al hacerlo sin pensar, Frodo provocó que el dominio de Sauron sobre Mordor se resquebrajara y surgieran grietas entre sus aliados tradicionales: los orcos, los Uruk Hai, falangistas y anarquistas.

Se lió la parda, Sauron había nombrado sucesor suyo a Magneto, pero nadie le quería, así que llamó a todos por separado diciendo que si Fraga había hablado mal de Gandalf, que si Légolas estaba acusado por Santiago Carrillo de ser un yonki del alisado japonés... ¿y todo esto pa ké? Pues pa que Juan Carlos I se pudiese casar en secreto con Ysabel la Católica, que yacía criogenizada en Valladolid y le hacía falta pasta pa resucitarla, cosa que consiguió gracias a Luis Valls Taberner que le dio unos leuros a cambio de...

Tras casarse con Ysabel la Católica, Juan Carlos I se reunió con todos y les propuso ser rey de España (Mordor se lo dejaban para la familia Franco) donde podrían vivir juntos (y en paz) rojos, fachas, gays, gitanos y payos. Como todos se llevaban mal, entre unos y otros aceptaron (pensando en arreglar cuentas más tarde) y así Juan Carlos I se hizo rey de España e inauguró la Segunda Restauración Borbónica (al tiempo que hacía que abriesen la tumba de Napoleón y le atravesasen el corazón con una estaca, le cortasen la cabeza y lo incinerasen aventando sus cenizas por querer destruir la dinastía Borbónica).

Y vio Dios que era bueno y no envió a la OTAN ni a los Países Libres a implantar la democracia a España (eso sí, a Portugal sí que fueron), unos gafapastas fachas escribieron un manual de PC para WentanaxP y después una ley de Amnistía (pero solo para aquellos que estaban presos por ser parecidos a los orcos, a los que habían robado gallinas ná de ná) y se pusieron a fundar partidos políticos como locos, aunque al final ganó solo el PPSOE, que desde entonces gobierna el destino de la nación Aspañola con consentimiento de su majestá de Oriente (Suiza).

Cosas güenas de la Segunda Restauración Borbónica

  • Los españoles ya no se matan entre ellos.
  • Los comunistas y los fachas ya no pretenden invadir Aspaña.
  • Los estadounidenses ya no pretenden invadir Espiña.
  • Los caciques.
  • Las españolas ya no se dejan bigote como las portuguesas.
  • Los españoles ya no se dejan uniceja.
  • España es conocida fuera de la Península Ibérica.
  • Espuña es igual que Inglaterra (pero nuestros reyes no son tan escandalosos).
  • La tele y el cine hablan bien de un Rey (a no ser que lleve turbante o sea negro, o lleve espada).
  • El país sigue unido y sus habitantes están con todas las necesidades cubiertas.
  • La Religión (Católica, ¿acaso hay otra?) está separada del Estado (no como en Francia).